encabezado Bandera.jpg

Página principal
Versión en WORD para imprimir o guardar
wordbot.jpg 

altasbot3.jpg facebookbot3.jpg


-
Caritas Diocesana – Agradecimiento a la Comisión Saliente MC900431561[1]
-
La Iglesia atiende a los adictos, no los criminaliza ni los excluye MC900431561[1]
-
Un Rosario por la Vida MC900431561[1]

                                                                                                         

Banner-koinoniafinal.gif

productosdelcolmenarb.jpg


sancarlosb.jpg

 

drasilvana.jpg

 

carilo web.jpg

 

radiolabuenanoticiakoinonia.jpg

 

radiomariakoinonia2.jpg

 

 

 

 

 

 

 

 

 

walsh3.gif

 

 

 

caritasnaranja.jpg

Caritas Diocesana
García Silva 823 Morón (1708)

Tel./fax: 4483-3154    Email: moron.caritas@speedy.com.ar

 

Agradecimiento a la Comisión saliente

 

En nuestra Iglesia, detrás de cada Comisión, hay historias de gente muy comprometida que han luchado y luchan tenazmente por salir adelante y que, además, ayudan a su prójimo a que también pueda hacerlo.

 

Esto se da muy especialmente en nuestra Caritas Diocesana, que recientemente ha renovado a sus Autoridades. Y como Jesús en su Evangelio nos enseña a ser agradecidos, la Institución desea brindar un reconocimiento a la Comisión saliente por la labor realizada durante su gestión. Para ello, hoy, jueves 28 de junio, se celebrará una Misa a las 17.30 hs., en la sede central, sita en García Silva 823 – Morón.

 

 

up

 

 

 

 

 

 


Pastoral de Drogadependencia

reddevida2.jpg

 

EN LA SEMANA DE LA LUCHA CONTRA
EL USO INDEBIDO Y EL TRÁFICO
ILÍCITO DE DROGAS

 

Niños adictos al paco

Niños adictos al paco.

 

La Iglesia atiende a los adictos,

no los criminaliza ni excluye

 

Buenos Aires, (AICA)

La Comisión de Drogadependencia de la Conferencia Episcopal Argentina, consideró “imprescindible” orientar la lucha contra las adicciones no hacia cuestiones penales, ni tampoco a la sola idea de despenalizar el consumo personal de estupefacientes, sino a “la verdadera atención de los que sufren la enfermedad, alentando y fortaleciendo a la sociedad toda para desarrollar condiciones de vida dignas alejadas de la esclavitud a que someten las drogas”.

 

     El organismo que preside monseñor Jorge Lozano, obispo de Gualeguaychú, insistió en que “es importante contextualizar socio-culturalmente la legislación”, al advertir que “si el mensaje que reciben los jóvenes y la sociedad favorece el consumo y pone más cerca a la droga, seguiremos en camino de deterioro cada vez mayor”.

 

     “En los últimos 20 años se duplicó la cantidad de cárceles en la Argentina, pero no hubo la misma inversión en centros de atención de adictos. Si se hubiera hecho al revés, el resultado hubiera sido otro”, aseguró.

 

     Tras recordar que “en la Iglesia a los adictos nunca los hemos criminalizado ni excluido”, señaló que “ellos y sus familias suelen acudir a plantear sus angustias no sin desesperación”.

 

     “Ante la ausencia o la distracción voluntaria del Estado, nosotros seguimos allí. Pueden poner la mirada en barrios, asentamientos, villas y preguntar por los organismos del Estado, y muchos dirán que no los conocen. Sin embargo las capillas y otras instituciones están junto a los pobres, bancando el drama que produce la droga”, aseguró.

 

     La Comisión de Drogadependencia sostuvo que “nosotros seguiremos diciendo: ‘Bienaventurados los pobres, los sin tierra, sin Patria ni hogar...’ Por ellos queremos seguir comprometidos en el amor”.

 

     “Estamos a favor del adicto. Lo recibimos y abrazamos. Sabemos del vacío de su corazón. Necesitan que la sociedad los mire y ampare. No que legitimemos su conducta”, concluyó.

 

     El documento “Todos cerca de los más pobres” se dio a conocer este 26 de junio, en el marco de la conmemoración del Día Internacional de la Lucha contra el Uso Indebido y el Tráfico Ilícito de Drogas.

 

Texto completo

     En estos días se están tratando en Comisiones de la Cámara de Diputados algunos anteproyectos acerca de la tenencia de drogas para el consumo personal. En general se habla de “despenalización” a secas, como si éste fuera el aspecto más importante a abordar en esta problemática. Y me parece que es bueno para todos que contextualicemos.

 

     En varias ocasiones se ha llegado a proponer como modelo la legislación sancionada en Portugal para despenalizar. Digamos que el Congreso lusitano tomó esta medida juntamente con una serie de recaudos y contenciones socio-sanitarias que no figuran en los anteproyectos en análisis. Al respecto ha dicho el señor João Castel-Branco Goulão, coordinador del Centro de Drogas Ilegales y Alcohol del Ministerio de Salud de ese país: "Si se quita la acción del sistema penal, hay que tener otro tipo de respuesta frente al consumidor. Es necesario que el sistema de salud esté preparado para recibir a personas con problemas de consumo, eso es determinante". Allí, a quien consume en la vía pública se lo lleva a un comité formado por un psicólogo, un trabajador social y un personal de la justicia. Se le intenta disuadir de su conducta. Es claro el mensaje de que consumir hace daño. Es muy distinto a “dale que está todo bien, vos tenés derecho a autodestruir tu salud, vos sos libre y con tu cuerpo hacés lo que se te da la gana”.

 

     La Ley debe tener en cuenta a todas las personas. La droga es nociva y siempre provoca daño a la salud. Pero golpea con mayor dureza en los más débiles. ¿Se puede resguardar a los pobres el derecho a drogarse cuando no tuvieron garantizados los derechos a la alimentación en su infancia, a la vivienda digna, a la atención sanitaria, a la educación de calidad, a las cloacas, al deporte... y tantos otros?

 

     En algunos medios, al referirse a la mirada de la Iglesia se ha escrito: “ la Iglesia se opone a la despenalización”, pero esto es parcializar el mensaje. Siempre hemos afirmado que no se debe criminalizar al adicto. Pero también decimos que si no se le brindan posibilidades concretas de recuperación, el que es pobre termina robando o prostituyéndose o mendigando para comprar la sustancia. Y ninguna de esas alternativas se corresponden a su dignidad, y terminan irremediablemente afectando a terceros. Es por eso que insistimos en que la discusión no puede estar reducida a despenalizar sí o no, sino que hay que inscribirla en un marco más amplio.

 

      Es imprescindible crear otras alternativas que orienten las acciones no hacia cuestiones penales, sino a la verdadera atención de los que sufren la enfermedad, alentando y fortaleciendo a la sociedad toda para desarrollar condiciones de vida dignas alejadas de la esclavitud a que someten las drogas.

 

     Insisto: Es importante contextualizar socio-culturalmente la legislación. Si el mensaje que reciben los jóvenes y la sociedad favorece el consumo y pone más cerca a la droga, seguiremos en camino de deterioro cada vez mayor.

 

     En los últimos 20 años se duplicó la cantidad de cárceles en la Argentina , pero no hubo la misma inversión en centros de atención de adictos. Si se hubiera hecho al revés, el resultado habría sido otro.

 

     En la Iglesia a los adictos nunca los hemos criminalizado ni excluido. Ellos y sus familias suelen acudir a plantear sus angustias no sin desesperación. Ante la ausencia o la distracción voluntaria del Estado, nosotros seguimos allí. Pueden poner la mirada en barrios, asentamientos, villas y preguntar por los organismos del Estado, y muchos dirán que no los conocen. Sin embargo las capillas y otras instituciones están junto a los pobres, bancando el drama que produce la droga.

 

     Nosotros seguiremos diciendo: “Bienaventurados los pobres, los sin tierra, los sin Patria ni hogar...”. Por ellos queremos seguir comprometidos en el amor.

 

     Estamos a favor del adicto.

     Lo recibimos y abrazamos.

     Sabemos del vacío de su corazón.

     Necesitan que la sociedad los mire y ampare.

     No que legitimemos su conducta.

 

 

up

 

 

 

escuelaperiodismoban.jpg

 

 


“Anunciamos la Vida”
Equipo de Animación Orante
Contacto: lejaym@yahoo.com.ar

 

Un Rosario por la Vida
Jueves 28 de junio, a las 18.00 hs.

Parroquia Sagrada Familia

Estrada 226 – Haedo.

 

ANUNCIAMOS_ROSARIO_X_LA_VIDAb.jpg

 

Mes a mes, desde ANUNCIAMOS la VIDA venimos compartiendo el rezo del Rosario por la Vida, e invitando a todos a unirse en esta acción.

 

En junio, reflexionamos juntos estas dos lecturas y las palabras del Papa Benedicto XVI.

 

“Amanse los unos a los otros
como yo los he amado”

Juan 15, 12

 

“Aunque hablara todas las lenguas de los hombres y de los ángeles, si me falta el amor sería como bronce que resuena o campana que retiñe. Aunque tuviera el don de profecía y descubriera todos los misterios, -el saber más elevado-, aunque tuviera tanta fe como para trasladar montes, si me falta el amor nada soy. Aunque repartiera todo lo que poseo e incluso sacrificara mi cuerpo, pero para recibir alabanzas y sin tener el amor, de nada me sirve.” 1 Cor 13, 1-3

 

La lógica de la caridad es la lógica de Cristo «la universalidad del amor que se dirige al necesitado encontrado “casualmente” (cf. Lc 10, 31 parábola del buen samaritano), quienquiera que sea» (Deus caritas est, 25). Junto a esta regla universal, existe también una exigencia específicamente eclesial: que «en la Iglesia misma como familia, ninguno de sus miembros sufra por encontrarse en necesidad».

 

texto

Tomado del Ángelus rezado por el Santo Padre Benedicto XVI,
el 11 de julio de 2010.

 

Oración

 

Señor fortalécenos con tu caridad,

Condúcenos y asístenos,

para que seamos capaces de acoger a todos

desde el más pequeño hasta el más grande,

con un corazón sencillo.

Señor,  por tu inagotable amor,

ayúdanos a imitarte en la caridad.      
Amén

 

Sin título-1.jpg

 

 

up

 

 

barra

 

Delegación para la Comunicación Social de la Diócesis de Morón

000501c7fea3$cb6337b0$2401a8c0@FABIANPARODI

botones Koino 3f

OFICINA DE PRENSA DEL OBISPADO DE MORÓN

Sr. Fabián Parodi.

De lunes a viernes de 9 a 12 horas.

Buen Viaje 936 - Morón     

Teléfono: 4629-3143

E-mail: obmoronprensa@speedy.com.ar

 

Se autoriza la reproducción total o parcial de la información que ponemos al servicio de nuestros lectores, citando la fuente (Koinonia, newsletter de la Oficina de Prensa del Obispado de Morón).
Este servicio cumple con la legislación sobre correo electrónico y no podrá ser considerado SPAM mientras incluya una forma de ser removido. Su dirección de correo ha ingresado a nuestra base de datos por medio de solicitud o recomendación de nuestros usuarios. Si ha recibido este mensaje por error o simplemente desea cancelar la suscripción, puede hacerlo en la siguiente dirección:
obmoronprensa@speedy.com.ar
Pe
dimos por favor, sobre todo a las cuentas LIVE y HOTMAIL, marcar este correo como CORREO DESEADO, porque de no hacerlo, se afecta a los demás miembros de la red.

Altas CLICK AQUÍ